10 datos curiosos sobre la Ley Seca

La Ley Seca, que prohibía la venta de bebidas alcohólicas en EE UU, entre 1920 y 1933, incrementó notablemente la delincuencia y la criminalidad en el país.

Vicente Fernández de Bobadilla
Al Capone en los años 30
Ver preguntas y respuestas ¿Qué era la Ley Seca?

Charles Fitzmorris, jefe de policía de Chicago en los años 20, decía: "El 60% de mis policías están metidos en el tráfico de alcohol".

Y es que el negocio era demasiado tentador: a finales de los años 20 había más de 30.000 bares clandestinos sólo en la ciudad de Nueva York.

Las ganancias anuales de Al Capone durante la Ley Seca sumaron más de 100 millones de dólares, de los cuales un 60% provenía del tráfico de alcohol.

El máximo permitido de alcohol que una bebida podía contener para ser legal era de un 0,5%.

De hecho, más de 10.000 personas murieron envenenadas por el consumo de alcohol clandestino de pésima calidad.

Y aunque se tratara de alcohol destinado a fines medicinales: las ventas de este tipo de alcohol, de una pureza del 95%, aumentaron un 400% en ocho años, entre 1923 y 1931.

Los números cantan

Como consecuencia de la Prohibición, el volumen de negocio que pasó del ámbito legal a estar controlado por los gánsteres fue de 2.000.000.000 dólares. La cifra incluye los impuestos sobre el alcohol que el Gobierno dejó de percibir. 

Uno de los responsables de defender la Ley Seca fue acusado de robar 2.500.000 litros de alcohol de los almacenes de la policía y de haber gastado 4.000.000 de dólares en sobornar a agentes.

1933, el último año de la Prohibición, fue también el más violento en número de asesinatos: casi 10 por cada 100.000 habitantes frente al 6,7% de 1920.

La Ley Seca fue abolida a las 3:32 de la tarde del 5 de diciembre de 1933.

Sin embargo, uno de cada cinco estadounidenses cree que el consumo de alcohol debería seguir siendo ilegal, según una encuesta realizada por la CNN en 2014.

Etiquetas: Anécdotas de la Historia, Estados Unidos, Legislación

COMENTARIOS